https://www.facebook.com/AutismoVivo0/
top of page

Cómo criar un niño Asperger (II)

Actualizado: 8 nov 2022




POR JORDI PERA

Fuente: Autismo en Vivo | 18/04/2022

Fotografía: Pixabay.com



Ser padre es un reto para el que nadie te prepara, a pesar de la responsabilidad que supone. Tener un hij@ Asperger es aún más difícil, por lo que se requieren consejos específicos.


Este segundo artículo se adentra en las debilidades y necesidades propias de los Asperger, a raíz de las cuales es preciso adaptar el trato y como gestionarlas de forma adecuada:


Interpretación literal del lenguaje. Una de las dificultades típicas es la de interpretar el lenguaje literalmente, lo cual lleva a muchos malentendidos y a una “programación errónea” del niñ@. Es recomendable explicar las cosas con toda la precisión posible para evitar de que entienda las cosas en términos absolutos. En este sentido, puede ser conveniente explicar la proporcionalidad de las cosas, para evitar valoraciones de "todo o nada".


Empatía. Los Asperger sufren de incomprensión por sus distintas sensibilidades y necesidades emocionales. Es pues muy importante entender estas necesidades, como la de estar solo o en grupos pequeños, no “pincharle” o molestarle, y hacer actividades que le gusten. Su necesidad de orden y tranquilidad, etc. Cuando estas necesidades son desatendidas necesitan empatía.


Información estructurada. Los Asperger necesitan información estructurada y detallada para aprender y procesar el conocimiento de forma efectiva y eficiente. Es importante tener en cuenta el orden seqüencial de las instrucciones y las prioridades, así como especificar los detalles importantes. Es conveniente hacer saber a los educadores de la guarderia y escuela su forma de funcionar, para que adapten su tarea en la medida de lo posible.


Intereses especiales. Los Asperger se caracterizan por su pasión por algún tipo de actividad en concreto. Es importante en la medida que es clave para su bienestar emocional, autoestima y desarrollo de sus fortalezas y otras habilidades. Se puede usar estas actividades como incentivo para que salga de su zona de confort en la medida que sea conveniente, por ejemplo, para desarrollar habilidades sociales.


Buenos y malos estímulos. Ciertos estímulos, los relacionados con las pantallas, se ha demostrado que son perjudiciales para el neurodesarrollo, sobre todo la capacidad de atención. En cambio, otros estímulos como los juegos de mesa pueden gustar mucho también, ser educativos y ayudar a desarrollar habilidades sociales, o cuanto menos conectar con los demás.


Aceptación y tolerancia. Dejarle ser él mismo, evitando hacerle creer que es incorrecto o defectuoso por ser diferente. Es correcto de forma distinta y ya está. Hacer que se quiera tal y como es, amando sus fortalezas a la vez que tomando conciencia de las habilidades que le conviene desarrollar. Evitar conductas autoritarias, que conllevan el riesgo de traumatizarlo. Basta con ser firmes amablemente y gestionar la autoridad con incentivos y penalizaciones.


Evitar presiones. Hay que entender que su naturaleza y forma de funcionar es diferente, por lo que necesita evolucionar a su manera. Por ello, es especialmente importante evitar presiones para hacer lo que un niño neuro-típico debería hacer, como hacer el tipo de vida social que se le supone a un neuro-típico, dejándolo en el mínimo posible. Las conductas autoritarias y las presiones excesivas son fuente de traumas y problemas derivados.


Finalmente, para aprender más, es recomendable asistir a grupos de ayuda mútua donde los padres con niños Asperger comparten sus experiencias y aprenden unos de otros. Las Asociaciones y Fundaciones que atienden este colectivo son el lugar donde es más probable encontrar este tipo de grupos.


22 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page