https://www.facebook.com/AutismoVivo0/
top of page

Carta a Àgatha




POR GABRIEL MARIA PÉREZ

Fuente: Univers Àgatha | 19/03/2023

Fotografía: Pixabay



Mi querida Àgatha.

Cuando te escribo estas letras, aún estamos inmersos en un proceso gripal A pegajoso y duro, que ha envuelto a gran parte de los convivientes en casa, pero tengo que darte las gracias por tu media sonrisa y calma a pesar de la fiebre, tos, mocos, etc.


Ha sido mágico, hijita mía, tenerte sentada a mi lado sin que te levantaras a los pocos segundos, debido a ese muelle que parece que tienes pegado al trasero.


El hecho de hablarte y que me emitieras pequeños sonidos guturales, sin sentido seguramente, pero con absoluta calma y un rictus de alegría contenida, pero pura, me ha generado una estimación sin límites hacia tu persona, y me ha dulcificado, digámoslo así, esta enfermedad que nos ha entrado como un verdadero batacazo.


En otras ocasiones hubieras estado mucho más nerviosa, inquieta, sin pausa, sin hambre, sin ganas de jugar con tus cucharillas de plástico.


No, parecía que esta vez eras tú quien daba la calma, quien ayudaba con la paciencia.


Me ha encantado cambiarte cada mañana, darte el desayuno y la comida, ducharte y darte estos besos en la mejilla que me agradecías con esa sonrisa, mostrando tus blancos dientes y emitiendo esos soniditos de aceptación y placidez.


¿Cómo puede alguien no querer a una persona tan tierna, dulce e inocente como tú?


Y aunque me asusté cuando te vi un par de veces mareada, pálida y a punto de caerte, me complació de nuevo que te dejaste llevar hasta tu cama y volviste a lanzarme esa sonrisa de agradecimiento, instintiva absolutamente, pero inmensa, como siempre.


Querida hija mía sin palabras, me has enseñado que sí te comunicas a tu manera, que toda tu magia en la configuración de tu persona y de tu personalidad es elocuente y que no es cierto que no sepas comunicarte, lo haces, a tu manera, y pocos podremos entender y no siempre, lo que intentas expresar o mostrar.


Ahora bien, está claro que se entienda o no el mensaje, yo he tenido verdadera magia estos días contigo, renqueantes por esta gripe atenazadora, y es que te he sentido tan cercana y tan linda en tu enigmática manera de comunicarte que me has maravillado.


No puedo decirte más que TE QUIERO HASTA EL INFINITO.





127 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

A veces

Comentarios


bottom of page