El autismo sin deficiencias intelectuales es más común de lo que se había informado


Sesgo de detección: Los autistas con un coeficiente intelectual inferior a la media pueden ser reconocidos más fácilmente por los clínicos./ Cortesía de FatCamera / Getty Images



POR JONATHAN MOENS

Fuente: Spectrum | 01/12/2021

Fotografía: Autism Spectrum



Más de la mitad de los autistas de Estados Unidos tienen un cociente intelectual (CI) medio o superior a la media, lo que supone un aumento con respecto a las estimaciones anteriores.


Más de la mitad de los autistas de Estados Unidos tienen un cociente intelectual (CI) medio o superior a la media, lo que supone un aumento con respecto a las estimaciones anteriores, según sugiere un nuevo estudio longitudinal de niños de Minnesota.


El aumento podría reflejar una mayor conciencia y comprensión de la condición, así como mejoras en el reconocimiento y la detección, dice el investigador principal Maja Katusic, un pediatra del desarrollo en la Clínica Mayo en Rochester, Minnesota.


En 2016, la proporción de niños autistas en Estados Unidos con un coeficiente intelectual medio o superior era del 42 por ciento, según los datos más recientes de prevalencia del autismo publicados por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) en 2020.


El nuevo estudio, sin embargo, sugiere que esta cifra podría llegar al 59 por ciento.


Katusic y sus colegas examinaron un conjunto de registros médicos y escolares de más de 30.000 personas nacidas entre 1976 y 2000 en el condado de Olmsted (Minnesota). Identificaron a las personas con autismo basándose en las evaluaciones del comportamiento y en las descripciones de los expedientes, utilizando una definición inclusiva o restringida de la condición en la cuarta edición del Manual de Diagnóstico y Estadística de los Trastornos Mentales (DSM-IV). La definición inclusiva señalaba a los niños que cumplían los criterios del trastorno autista, el síndrome de Asperger o el trastorno generalizado del desarrollo no especificado, mientras que la definición restringida sólo incluía a los que padecían el trastorno autista. Los investigadores también contabilizaron los diagnósticos clínicos de autismo documentados en los registros.


De los 890 individuos cuyos registros contenían datos de CI y que cumplían la definición inclusiva de autismo, el 59% tenía una puntuación de CI media o superior, definida en el estudio como 86 o más. Lo mismo ocurría con el 51% de las 453 personas que cumplían la definición restringida. En cambio, sólo el 43% de las 187 personas con un diagnóstico clínico tenían una puntuación de CI media o superior. El estudio apareció en noviembre en Pediatrics.



Traducción: Los resultados de Coeficiente Intelectual en niños con autismo identificados por distintos criterios de diagnóstico. Los niños con autismo identificado en una investigación basada en criterios DSM-IV inclusivos , tienden a tener CI más altos que los niños con autismo diagnosticado clínicamente.



Los resultados sugieren que los autistas con un coeficiente intelectual inferior a la media pueden ser reconocidos más fácilmente por los médicos, y que los que tienen un coeficiente intelectual más alto tienen más probabilidades de ser pasados por alto y pueden estar perdiendo servicios que les beneficiarían.


"Las personas [autistas] con un coeficiente intelectual medio o superior pueden seguir teniendo dificultades para relacionarse, para encontrar y mantener un trabajo, para realizar actividades de la vida diaria", afirma Katusic.


Una mayor proporción de niños autistas tenía un CI medio o superior que las niñas autistas en los tres grupos de diagnóstico. Las niñas autistas tienden a ser diagnosticadas más tarde en la vida y a ocultar sus rasgos, dice Katusic, lo que podría ayudar a explicar esta diferencia de género.


"Tal vez las mujeres con autismo [que tienen un] coeficiente intelectual medio o alto son mejores para camuflar algunas de sus dificultades con la comunicación social y no cumplen todos los criterios del autismo", dice.


Los resultados tienen algunas limitaciones importantes. Por ejemplo, más del 90 por ciento de los participantes eran blancos y tenían un alto nivel educativo, lo que significa que los resultados no son necesariamente generalizables a la población en general.


Además, el coeficiente intelectual es importante, dice Katusic, pero no refleja las "habilidades de adaptación" de los autistas: habilidades prácticas del día a día, como cuidar de uno mismo, participar en actividades y, en general, ser capaz de funcionar en una comunidad.


En el futuro, Katusic espera centrarse en estas habilidades y explorar con más detalle las diferencias de CI relacionadas con el género.


Cite este artículo: https://doi.org/10.53053/IJOY3818


https://www.spectrumnews.org/news/autism-without-intellectual-impairments-more-common-than-previously-reported/?utm_source=Spectrum+Newsletters&utm_campaign=d2ad6012bb-EMAIL_CAMPAIGN_2021_11_30_08_57&utm_medium=email&utm_term=0_529db1161f-d2ad6012bb-169086874


440 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo