La máscara autista y el cansancio social




ALEX GARCIA

Fuente: Autismo vivo | 21/04/2021

Fotografía: Pixabay.com



El concepto de la máscara es uno de los más importantes a conocer para entender la realidad diaria de una persona con autismo, especialmente los de autismo nivel 1 o Asperger.


La máscara autista no es más que el hábito de actuar delante de los demás como si uno fuera neuro-típico, ocultando su carácter y condición autista. Es un mecanismo desarrollado para integrarse en círculos sociales sin ser valorado negativamente, en tanto que el carácter autista suele ser incomprendido y valorado negativamente.


Esta máscara se da tanto en los que están diagnosticados como en los que no lo están, y llega a ser un mecanismo autómatico, generado por el subconsciente. Resulta un mecanismo de supervivencia, que sin embargo no sólo conlleva un gran cansancio mental sinó que incluso puede derivar a problemas de salud mental a largo plazo.


Algunas de las consecuencias de llevar la máscara a largo plazo pueden llegar a ser:

  • Pérdida de la propia personalidad y confusión acerca de quien eres realmente

  • Inseguridades acerca de qué papel hay que jugar en cada caso

  • Estrés crónico, a raíz del estrés y cansancio acumulado que genera el hábito de actuar lejos de tu verdadera personalidad. Dicho estrés crónico puede desencadenar en depresión crónica o enfermedades crónicas autoinmunes, como la fatiga crónica, fibriomialgia, etc.

  • Baja autoestima, en la medida que crees que la gente te valora por lo que realmente no eres

  • Confusión en los demás cuando estás demasiado cansado psicológicamente y te quitas la máscara, con lo que la gente no entiende qué te pasa y empiezan las malas intuiciones

  • Generar expectativas que no puedes cumplir de forma sostenida.

  • Enbrancarse en proyectos vitales o profesionales que realmente no encajan con tu verdadera personalidad, lo cual conlleva un desgaste hasta un callejón de difícil salida.

  • Infelicidad, por cuanto ésta tiene como requisito básico poder ser uno mismo

  • Dificultad en el diagnóstico, y por tanto en identificar la raíz de tus problemas.


El fenómeno de la máscara es marcadamente más frecuente en las mujeres, que tienen o desarrollan una mayor capacidad de fingir, aunque a la larga su máscara les acaba pasando factura.

157 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo