Antonio y Sylvia, las dificultades de un matrimonio con autismo


Un grupo de personas forman el símbolo del autismo / EUROPA PRESS



POR NOELIA CARCELLER

Fuente: El Español | 4/04/2022

Fotografía: Europa Press



La pareja recuerda las barreras a las que deben hacer frente en su día a día desde que fueron diagnosticados y lamentan la poca visibilidad del TEA en adultos


Las personas con autismo tienen más facilidad para comprenderse entre sí, en la medida que tienen sensibilidades y formas de funcionar similares, si bien cada persona con autismo es distina, y como con los neuro-típicos, la convivencia tiene sus retos.


La música fue lo que unió a Antonio y Sylvia, pero con el tiempo descubrieron que estaban unidos por algo más. Y es que juntos hacen frente a las dificultades que el Trastorno del Espectro Autista (TEA) les genera en su día a día. Se casaron en 2004 y, años más tarde, ambos fueron diagnosticados por separado. Él desde hace siete años y ella desde hace tres.

En declaraciones a Crónica Global, esta pareja denuncia la discriminación que sufre en varios ámbitos de una sociedad que “no está preparada para la plena inclusión”. En el Día Mundial del Autismo, ambos recuerdan las barreras que deben hacer frente en relación a un trastorno que no tiene la suficiente visibilidad.



Un hombre con autismo mira por la ventana / QUIRÓNSALUD


El 'masking', una práctica habitual

“A mi mujer no se lo pusieron fácil, ha sufrido una discriminación brutal”, explica Antonio sobre su cónyuge. Esto se debe a que Sylvia ha practicado durante toda su vida el llamado masking, una práctica muy común --sobre todo en mujeres--. “La persona se comporta de una manera diferente de la que uno es, intentando esconder la manera de ser autista para intentar encajar en un grupo social de cualquier tipo”, explica Marta Robles, directora de la Federación Catalana de Autismo.


Así pues, muchas féminas se acostumbran a enmascarar todas esas características suyas bajo una apariencia irreal que acaban asumiendo como natural. Sin embargo, las consecuencias de intentar constantemente ser una persona diferente a la que se es en realidad tiene unas consecuencias “bestiales”. Ansiedad, cansancio y tristeza son solo algunas de ellas.


Conocerse a sí mismo

No todo el mundo sabe que la búsqueda de empleo o las gestiones administrativas son una odisea para los adultos con TEA. Es el caso de Antonio, quien además asegura que el ser diagnosticado le sirvió para conocerse a sí mismo. Y es que el autoconocimiento es imprescindible a la hora de aceptarse. “Siempre he estado preocupado pensando que tenía algo. La gente me decía que era una persona muy rara, pero yo siempre he pensado que los raros eran ellos”, relata en declaraciones a este medio.


Además, este hombre lamenta que el autismo esté muy centrado en los niños y que, en ocasiones, se “olviden” de los adultos que se encuentran en esta situación. “No hay ningún colectivo más discriminado que los TEA adulto”. Lo corroboran desde la Federación de Autismo: “El día a día de una persona con TEA tendría que ser el mismo que el de cualquier persona, pero no siempre es así”. Pues es "muy elevado el esfuerzo de un adulto que intenta sobrevivir en un mundo diseñado para personas neurotípicas". “Es complicado afrontar el día a día cuando todo está diseñado de una manera diferente de la que tú funcionas”, añaden.


Puede leer el resto del artículo en este enlace: Las dificultades de un matrimonio con autismo (elespanol.com)




26 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo