La pérdida temprana del lenguaje en los niños autistas no se vincula a problemas de comunicación


Poco retraso: Los niños autistas con regresión del lenguaje empiezan a hablar con frases casi a la misma edad que los que no tienen regresión./ Cortesía de PixelsEffect / iStock



POR LAURA DATTARO

Fuente: Spectrum | 24/02/2022

Fotografía: Autism Spectrum



Los niños autistas que muestran una regresión del lenguaje no tienen necesariamente problemas de comunicación más adelante, según un nuevo estudio


Los niños autistas que muestran una regresión del lenguaje -una pérdida de habilidades lingüísticas en la primera infancia- no tienen necesariamente problemas de comunicación más adelante, según un nuevo estudio.


De hecho, en términos de habla y comprensión de palabras, estos niños siguen la misma trayectoria general de desarrollo que los niños autistas sin regresión del lenguaje, y los dos grupos muestran habilidades de comunicación similares alrededor de los 10 años.


"La regresión -aunque puede ser una preocupación llamativa en ese momento y es un marcador del trastorno del espectro autista- parece tener poco efecto directo en los resultados del lenguaje a largo plazo", afirma el investigador del estudio Andrew Pickles, profesor de bioestadística y métodos psicológicos del King's College de Londres (Reino Unido).


Todavía hay muchas dudas sobre la regresión de las habilidades en el autismo, como por ejemplo qué la causa y qué resultados se asocian a ella. Incluso se cuestiona cada vez más cuán común es la regresión y cómo definirla.


Un estudio de 2014 que examinó retrospectivamente a niños autistas con y sin pérdida de habilidades encontró diferencias significativas en los rasgos del autismo, la función cognitiva y las habilidades de la vida diaria alrededor de los 9 años. Pero el nuevo estudio, que siguió a los niños hasta edades más avanzadas, sugiere que "al menos en lo que respecta a las habilidades lingüísticas, la regresión del lenguaje puede tener un impacto menor con el paso del tiempo", afirma Robin Kochel, profesor asociado de pediatría en el Baylor College of Medicine de Houston (Texas), que dirigió el estudio de 2014 pero no participó en el nuevo trabajo.


Los resultados se hacen eco de los de al menos media docena de estudios de la última década y, como tales, "ponen el último clavo en el ataúd del dogma estándar de que los patrones regresivos se asocian con peores resultados", dice Sally Ozonoff, profesora de psiquiatría y ciencias del comportamiento en la Universidad de California, Davis, que no participó en este estudio. "Será tranquilizador para los padres escuchar que si su hijo tuvo un período regresivo en su desarrollo, esto no se asocia con un peor pronóstico".


Para arrojar luz sobre lo que ocurre después de una regresión del lenguaje, Pickles y sus colegas examinaron los datos de 408 niños autistas inscritos en Pathways in ASD, un estudio a largo plazo realizado en Canadá. Los padres de los niños rellenaron un cuestionario estándar llamado Autism Diagnostic Interview-Revised (ADI-R) aproximadamente en el momento del diagnóstico de su hijo, entre los 2 y los 5 años, y de nuevo cuando su hijo tenía 6,6 y 10,7 años de edad, por término medio. Los investigadores también entrevistaron a los padres sobre otros aspectos de las habilidades físicas y mentales de sus hijos, utilizando preguntas de las Escalas de Comportamiento Adaptativo Vineland-Segunda Edición y las Escalas de Desarrollo Merrill-Palmer-Revisadas.


Las respuestas de la ADI-R indicaron que 90 niños, o el 22%, habían experimentado una regresión del lenguaje, que los investigadores definieron como la pérdida de al menos cinco palabras previamente dominadas. Esta estimación coincide con otras que sugieren que entre el 22 y el 41 por ciento de los niños autistas presentan regresión del lenguaje.


Los niños con regresión del lenguaje no se diferenciaban de los que no la presentaban en términos de salud y factores demográficos, incluyendo el sexo, las convulsiones reportadas, la edad de inscripción, la educación del cuidador y los ingresos familiares, encontraron Pickles y sus colegas. Y el desarrollo del lenguaje varió significativamente entre ambos grupos de niños.


Los niños con regresión del lenguaje caminaban aproximadamente un mes antes y decían sus primeras palabras casi un año antes que los niños sin regresión. Los niños con regresión también mostraron mayores habilidades cognitivas y de motricidad fina desde el principio. Ambos grupos comenzaron a hablar con frases a una edad comparable.


Los niños con regresión del lenguaje mostraron un retraso de tres meses, por término medio, tanto en la comunicación expresiva, como el habla, como en la comunicación receptiva, o el lenguaje que podían entender y responder. Estos breves retrasos se asociaron a problemas de comunicación a los 11 años, pero probablemente tengan poca importancia práctica para los niños, ya que sus habilidades comunicativas, por término medio, aumentaron, señalan los científicos.


Aun así, no hay que ignorar la regresión del lenguaje, dice Pickles. "Está fuertemente asociada al trastorno del espectro autista y es muy poco frecuente en los niños que siguen un desarrollo más típico", afirma.


Él y sus colegas detallaron sus hallazgos en enero en la revista Journal of Child Psychology and Psychiatry.


Las preguntas del ADI-R que los investigadores utilizaron para evaluar la regresión del lenguaje no son muy sensibles a las pérdidas sutiles del lenguaje, como la pérdida del balbuceo, advierte Vanessa Bal, titular de la Cátedra Karmazin y Lillard de Autismo Adulto de la Universidad de Rutgers en Piscataway, Nueva Jersey, que no participó en este trabajo.


No obstante, Bal afirma que este estudio "es un ejemplo más que pone de manifiesto la conexión entre las habilidades lingüísticas y motoras y los patrones únicos de desarrollo en los niños del espectro autista, y una demostración de la importancia de los estudios longitudinales, que son tan difíciles de financiar y, sin embargo, aportan una información tan importante."


Catherine Lord, distinguida profesora de psiquiatría y educación de la Universidad de California en Los Ángeles, que codesarrolló el ADI-R, está de acuerdo con Bal en que las preguntas del test no son válidas para la regresión del lenguaje.


"Creo que la gente debería dejar de usar la definición de regresión del ADI-R y utilizar la entrevista de regresión de Sally Ozonoff", dice Lord, que no participó en el nuevo estudio.


El Cuestionario de Desarrollo Temprano que desarrolló el laboratorio de Ozonoff puede utilizarse para hacer un seguimiento del desarrollo a lo largo del tiempo, y el número de habilidades sociales y de comunicación que demuestra un niño disminuirá con el tiempo si se produce una regresión, afirma Ozonoff. "Sin embargo, sólo es útil para los estudios prospectivos -aquellos en los que se sigue a los niños desde la infancia hasta los 3 años- y se administra a los padres a lo largo de la ventana en la que se desarrolla el trastorno del espectro autista y se produce la regresión".


La investigación sugiere que otros tipos de regresión, como la pérdida de interés en las relaciones sociales, la pérdida de imitación y de juego social, y la pérdida de contacto visual y de gestos, "son incluso más comunes que la pérdida del lenguaje", dice Ozonoff. "Así que es probable que esta investigación describa sólo la punta del iceberg de la regresión".


Estudiar una gama más amplia de experiencias regresivas "es importante, así que espero que los estudios futuros encuentren formas de cuantificar de forma válida las pérdidas de contacto visual e interés social, que son mucho más difíciles de recordar con precisión para los padres" que las pérdidas de lenguaje, añade Ozonoff.


La falta de informes centrados en la regresión en los últimos años se debe en gran medida a las dificultades para definirla y medirla, señala Kochel. "Aunque creo que es un fenómeno definitivamente importante de entender, será difícil avanzar si los científicos no se ponen de acuerdo sobre lo que constituye la pérdida de habilidades y cómo medirla con precisión".


Cite este artículo: https://doi.org/10.53053/ELUZ6343


https://www.spectrumnews.org/news/early-language-loss-in-autistic-children-not-tied-to-later-communication-problems/?utm_source=Spectrum+Newsletters&utm_campaign=3e2a5d37cf-EMAIL_CAMPAIGN_2022_02_24_08_47&utm_medium=email&utm_term=0_529db1161f-3e2a5d37cf-169086874


973 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo