Por qué hay que ayudar a un TEA a que se recupere del abuso emocional