¡Tiempo muerto por favor!

Actualizado: jun 11




POR JOSE GOMEZ

Fuente: Autismo en vivo | 11/04/2021, Barcelona

Fotografía: Pixabay



El cansancio social es uno de los factores más comunes a todos los Asperger, que menos se comprenden y que suelen interpretarse negativamente por parte de los neuro-típicos. Es por ello necesario hacer hincapié en este problema, por ser de los que más afectan en el día a día.


A todos los Asperger nos pasa que aborrecemos las reuniones sociales, al menos en su inmensa mayoría. Sin embargo, las convenciones sociales acerca de lo que está bien visto es aguantarse y hacer el “paripé”, algo muy “anti-Asperger”, que dicho sea de paso tampoco gusta a muchos neuro-típicos.


Ello cansa y mucho, psicológicamente hablando, hasta el punto de no poder más y necesitar un rato de descanso o, idealmente, largarse de una vez por todas de la reunión.


Recordando los tiempos muertos que existen reglamentariamente en los partidos de baloncesto para cuando el entrenador quiere cambiar la estrategia del equipo, para los Asperger es también necesario tomarse un tiempo muerto de vez en cuando para coger aire, en el sentido psicológico, y poder afrontar de la mejor manera posible el rato que quede de reunión social.


Para ello, es conveniente informar a los más allegados acerca de la condición Asperger y dicha necesidad asociada, para que lo interpreten correctamente. En el caso de las personas con quienes tenemos menos confianza, la estrategia debe ser algo más rebuscada, básicamente centrada en inventar buenas excusas, más allá de “tener que ir al baño”. Ahí, el teléfono móvil puede ser un gran aliado, pero es preferible diversificar el abanico de excusas, ya desde la planificación del evento, en la medida que ello supone un reto y puede ser una fuente de estímulo a modo de juego “Me escapo sin que nadie sospeche nada raro”. En este punto, la experiencia es un grado, y cada “experiencia de excusa” nos puede servir para inspirar una nueva o simplemente “copiar y adaptar” sin más.


Es bueno complementar dichas estrategias con aportaciones positivas que uno pueda hacer en la reunión, a fin de que el recuerdo que los demás tengan de ti se centre en tu aportación más que en tus ausencias misteriosas, que no hacen más que despertar una cierta desconfianza, en muchos casos.


Otra técnica interesante para mitigar el cansancio social es la meditación inmediata, que como ya se ha explicado en los artículos acerca de la gestión de emociones y estrategias de bienestar emocional, es relativamente simple y muy efectiva. Esta técnica sirve para complementar las anteriores, en la medida que encontremos un lugar para estar solos. Sirve para limpiar y tomar perspectiva de todos los pensamientos negativos que nos haya podido generar la reunión social.


Entradas Recientes

Ver todo